Análisis de Sangre. Qué dice una analítica de tu estado de salud física

como interpretar una analítica de sangre y orina

Cada vez son más frecuentes los deportistas y no deportistas que recurren a un entrenador personal para mejorar su forma física.

Y cada vez me topo con más personas que tienen problemas para conseguir los resultados que buscan.

Por mucho que entrenan, siempre hay algo que no les permite alcanzar su máximo potencial.

Me encuentro muy a menudo con problemas de este tipo;

  • No soy capaz de perder peso por mucho deporte que hago.
  • Apenas como y no hago más que engordar. Creo que me engorda hasta el agua.
  • No tengo vitalidad ni energía ninguna para hacer deporte.
  • No tengo grasa, sin embargo tengo una barriga prominente. No soy capaz de reducirla.
  • Tengo el vientre inflamado y no sé a qué se debe.
  • Cuando me pongo a hacer deporte tengo un hambre feroz y los avances que consigo de día, lo estropeo por la noche. No puedo parar de comer.
  • No soy capaz de irme a dormir sin tomar un trozo de pastel, un helado, un pedazo de chocolate o algo dulce.
  • Cuando empiezo con el gimnasio tengo unos ataques de ansiedad nocturnos que no los puedo controlar.
  • El cuerpo me pide azúcar continuamente y no tengo la suficiente voluntad para poder controlar ese estado de ansiedad.

¿Te suenan estos problemas?

¿Te ocurre a ti también?

Una analítica detallada te indicará qué te está pasando

Una analítica completa de sangre y orina, e incluso heces si es necesario, contiene información que te indicará (o le indicará a tu especialista) qué es lo que ocurre en tu cuerpo.

De ella puedes sacar respuestas a preguntas como;

  • Por qué engordas solo en la cintura.
  • No tienes energía ni vitalidad ninguna y no sabes cuál es el motivo.
  • Pierdes el apetito sexual por temporadas. ¿Por qué?
  • Por qué tienes hambre por la noche.
  • Tienes dolores de cabeza por la mañana al levantarte y al final de la tarde.
  • Cada mañana te levantas cansad@, agotad@. Si por ti fuera… te recostarías en el sofá para seguir descansando.
  • Algunos alimentos te hinchan la zona abdominal.
  • Otros alimentos cuando los comes, te producen dolor muscular y/o articular.
  • Tienes gases que huelen fatal, pero no siempre.
  • No sabes por qué te dan ataques de ansiedad.
  • Cuando cambia el tiempo te duelen los músculos, la cabeza y te cambia el humor.
  • A qué se debe que al hacer el más mínimo esfuerzo te cansas tanto.
  • Cuál es la causa de que tu cuerpo acumule grasa en las cartucheras y piernas.
  • Qué te impide ganar masa muscular.

Cuando tu cuerpo no funciona correctamente

Algunas personas comienzan a realizar un deporte en el que es necesario llevar al cuerpo a sus límites fisiológicos (intensidad y volumen) sin saber cómo está su organismo de preparado para asimilar dicho ejercicio.

¿Acaso te pondrías a circular con un coche con una rueda pinchada?

¿O con una bicicleta sin un pedal?

Lo mismo ocurre con tu cuerpo.

Si no recuperas bien o te cansas con facilidad, puede que tu cuerpo esté averiado y no lo sepas

No sabes por qué pero no eres capaz de recuperar ni de entrenar a la misma intensidad que tus compañeros.

  • Intentas hacer deporte y no puedes.
  • Te cansas muy rápido y mucho.
  • O tratas de ponerte a dieta pero los estados de ansiedad te impiden conseguir resultados positivos.
  • O comes poquito pero te desesperas porque no acabas de perder grasa.
  • Al revés, cada vez coges más kilos incluso comiendo muy poco.

Un ejemplo de cuando tu cuerpo no funciona

Imagina que llevas un tiempo engordando y decides tomar medidas.

Vas al médico y te anuncia que este exceso de peso que tienes te está llevando a tener complicaciones de salud como hipertensión y comienzas a tener problemas con la gestión de la glucosa en sangre.

Necesitas urgentemente por salud perder grasa.

Ok, perfecto. Se puede hacer.

Lo más lógico es que comiences a hacer ejercicio y que empieces a tomar alimentos saludables.

Esto a casi todo el mundo le funciona.

Pero te das cuenta que tras unos días, unas semanas de actividad física y de dieta, no bajas de peso a buen ritmo e incluso te estancas, por lo que te acabas desesperando.

¿Cuál puede ser el motivo?

Puede que tengas un problema con la hipertensión y la glucosa.

Posiblemente la acumulación de grasa en tu cuerpo no sea porque comes mucho, sino porque tu cuerpo tiene un problema con la gestión de la glucosa y esto hace que tengas elevada la tensión y estés en prediabetes sin tú saberlo.

Por este motivo casi siempre tienes hambre y son continuos los estados de ansiedad.

Una analítica detallada a tiempo te puede alertar de todo esto e incluso prevenirlo.

Comienzas a hacer ejercicio pero te cansas con facilidad

Después de pedir la analítica a tu médico, todo está normal pero el indicador de eosinófilos en sangre está alterado.

Tienes eosinofilia (una cantidad anormalmente alta de eosinófilos en la sangre) y esto puede avisarte de que tienes algún tipo de alergia posiblemente alimentaria.

Por este motivo unos días vas bien en los entrenamiento, con fuerza, y otros días tienes fuertes dolores musculares que te bloquean a la hora de realizar ejercicios intensos en tu actividad deportiva.

Con una analítica detallada se puede averiguar qué es lo que te está sentando mal, qué es lo que te impide tener fuerza de manera continua.

Una analítica detallada puede detectar cuál es el ladrón que roba tu energía.

El estrés también hay que medirlo para calcular la cantidad de entrenamiento que puedes asimilar

Seguro que ya sabes que el estrés es uno de tus peores enemigos.

Vimos algo sobre esto en este artículo.

https://www.deporteysaludfisica.com/cortisol-la-hormona-del-estres-que-te-hace-engordar-te-enseno-a-controlarla/

Y también en este otro artículo.

https://www.deporteysaludfisica.com/estres-y-lesiones-dos-malos-companeros-de-entrenamiento/

El estrés es malo no solo porque consume gran cantidad de recursos en tu cuerpo y en tu cabeza, sino porque también puede puede generar alergias y cronificarlas.

El estrés lo podemos cuantificar con una analítica detallada

Es necesario tener controlado el estado de las suprarrenales porque el estrés hace estragos en esta pequeña glándula que están encima de tus riñones.

Es de vital importancia que tus glándulas suprarrenales funcione bien o al menos, lo mejor posible.

¿Sabías que el café y el estrés machacan tus glándulas suprarrenales?

El exceso de café y un elevado índice de estrés hacen que tus glándulas suprarrenales trabajen en exceso.

Una analítica te indica cuál es el estado actual de estas glándulas, si funcionan bien o si están fatigadas.

Si tus suprarrenales están fatigadas y las obligas a seguir trabajando a un ritmo alto (estrés, ejercicio intenso…) puedes tener un problema de salud.

Pon atención a tus hábitos.

https://www.deporteysaludfisica.com/efectos-negativos-cafe-en-tu-cuerpo/

Cortisol, glucosa y exceso de grasa corporal

El cortisol elevado no permite que tu cuerpo tenga una manejo correcto de la glucosa.

Este es uno de los principales motivos del excesos de peso.

Una mala gestión por parte de tu cuerpo de la glucosa y el cortisol te puede hacerte aumentar de peso.

Y lo peor de todo, también pueden impedir que bajes de peso.

Por ese motivo, por mucho ejercicios que haces, no eres capaz de bajar tu porcentaje de grasa corporal.

Toda esta información la tienes en una analítica detallada.

Problemas de colesterol y glucosa juntos te dicen muchas cosas

Algunas personas con una glucosa elevada (aunque dentro de los parámetros estándar) tienen un perfil prediabetico.

Lo lógico es que si se está dentro de los parámetros, está todo controlado, pero claro, no es lo mismo tener la glucosa a 98 mg/dl que a 70 mg/dl .

Los dos están dentro de los parámetros estándar, pero no es lo mismo la una que la otra.

En muchos casos una glucosa elevada va ligada a un exceso de colesterol y es la causa directa del exceso de peso.

La buena noticia es que este problema endocrino se puede detectar a tiempo y se puede actuar sobre él.

Colesterol, glucosa elevada y la hipertensión, pueden llegar a controlarse.

Solo hay que poner remedio a ese desajuste endocrino.

Los riñones también hablan de tus hábitos y de tu salud

Algunos jóvenes tienen un perfil renal totalmente descontrolado y no le dan importancia.

Posiblemente porque no son conscientes del riesgo que existe.

Cuando la analítica te indica un ácido úrico y creatinina descontroladas, te está avisando de que tus hábitos de alimentación no son correctos.

Por salud debes de mejorar tu alimentación obligatoriamente.

Mucha carne a diario, poca o nada de verdura en tus comidas, ausencia total de fruta…

Y si llevas tiempo con esos indicadores elevados, seguro que ya has sufrido uno o dos, o tres cólicos nefríticos

Si tu filtrado glomerular no es tampoco muy bueno y en el urianalisis tienes elevados los niveles de creatinina y de ácido úrico (esta al alza, casi en el límite superior) tienes que poner remedio desde ya a todo eso.

Si a todo esto le sumas la hipertensión y te estás tratando por ello, ya te habrán avisado de que el riñón está soportando más carga de la que puede manejar.

Tienes que rebajar esa carga al riñón urgentemente.

Todos estos datos te los detalla un análisis de sangre y orina.

Tiroides… cuidado con este que fastidia bastante

Y es que esta glándula es especialmente delicada ya que es la responsable entre otras cosas de proporcionarte energía y es la que te ayuda a estar delgad@s.

Si no funciona bien el tiroides, puedes sufrir;

  • Cansancio continuo
  • Engordas con facilidad y solamente de cintura
  • Te levantas agotad@
  • Dolor de cabeza por la mañana y por la tarde
  • Te cambia el humor cuando estás pasando una astenia
  • No tienes energía ni fuerza ni vitalidad
  • Te sientes muy triste y deprimid@

Si sufres varios de estos síntomas, es posible que tu tiroides no funcione correctamente.

Y si el tiroides no va bien, seguramente tengas problemas para controlar la glucosa, el cortisol, la testosterona…

Hay muchas funciones hormonales que dependen directamente del correcto funcionamiento del tiroides.

Es muy importante tener la certeza de que tu tiroides está funcionando bien ya que es una glándula que cuando funciona correctamente no la notas, pero cuando da problemas… tienes un problema y de los grandes.

Una forma de detecta en la analítica que tu tiroides podría ir mejor

Si tienes más de dos o tres de los síntomas anteriores y le añades alguno de los siguientes, tienes un alto porcentaje de sufrir un problema con el tiroides.

  • La relación entre la T3 y la T4 está desajustada (acercándose a mínimos o a máximos estándar)
  • Además tienes un colesterol elevado y no eres capaz de bajarlo por muy bien que te alimentes.
  • Y tu hierro está por los suelos y cuesta mucho remontarlo.

Estos tres datos juntos pueden estar indicando que el tiroides no está funcionando correctamente.

Incluso los dos últimos (colesterol alto y el hierro bajo) es posible que te avise de que el tiroides no va fino. No estaría mal que te hicieras una revisión a fondo del tiroides (T3, T4, reversas, TSH sérica…)

Más datos a tener en cuenta analizando una analítica

La infección de parásitos es otro parámetro que te da tu analítica y debes de prestar atención para tener un correcto funcionamiento muscular.

  • Diarrea
  • Tos seca
  • Dolor abdominal
  • Dolores musculares al hacer deporte…

Estos son algunos de los síntomas de infección parasitaria.

En una analítica este dato puedes interpretarlo cuando existe una cantidad igual o mayor a 400 eosinófilos circulantes.

El hierro; el bueno o el malo de la película

Todos los marcadores de hierro deben de ser analizados para evitar la anemia.

Esto en los deportistas es muy importante y todos lo sabemos, pero debes de tener también la certeza de que no tienes exceso de hierro en sangre ya que en este caso, el hierro pasa de bueno a ser un gran villano, puesto que se puede convertir en un tóxico para tu cuerpo.

Un exceso de hierro eleva la producción de radicales libres y causa un mayor estrés oxidativo en tu cuerpo.

Entre otras cosas, no te permite recuperar adecuadamente de tus entrenamientos.

Los efectos son dolor abdominal, fatiga y debilidad muscular, dolor articular, vómitos, pérdida del apetito…

Por este motivo siempre vamos a tratar de tener controlado el hierro. Ni mucho ni poco. En su justa medida.

Una analítica te avisa si tu ferritina es elevada o está baja.

Teniendo el dato correcto, puedes tomar medidas para corregirla.

Importante también controlar que el conteo sanguíneo y la morfología celular están correctas.

Este indicador tiene muchísima información para analizar;

  • Glóbulos rojos
  • Glóbulos blancos
  • Cantidad total de hemoglobina en sangre
  • La fracción de la sangre compuesta de glóbulos rojos (hematocrito)
  • Tamaño promedio de los glóbulos rojos (VCM)
  • La cantidad de hemoglobina por glóbulo rojo (HCM)
  • La cantidad de hemoglobina relativa al tamaño de la célula (concentración de hemoglobina) por glóbulo rojo (CHCM)

Los resultados de una analítica exhaustiva te proporcionan mucha y muy buena información que te puede ayudar a recuperar tu salud y a mejorar tu nivel deportivo.

Solo hay que darle al cuerpo lo que necesita y este remontará.

O quizás tu cuerpo no necesite nada. Es posible que sea necesario quitarle lo que le está haciendo daño.

La analítica te lo indicará.

Muy interesante este tema. Es algo apasionante.

En un próximo artículo te contaré más acerca de la información que te proporciona una analítica.

Sé feliz

Pedro García

¿Necesitas un electroestimulador?

Te ayudaré a encontrar el mejor electroestimulador que se adapte a tus necesidades comprar un electroestimulador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Relacionados

También te recomendamos…

-8%
100,00  92,00 
-25%
185,00  139,00 
499,00 

Accesorios

Globus Fast Band

60,00 
1.229,00 
-19%
929,00  749,00 
629,00 

También te puede interesar

-67%
3,00  1,00 
12,95 
12,95 
-35%
19,80  12,90 
-19%
399,00  325,00 
25,00 

Accesorios

Globus Fast Band

60,00 
-40%
10,00  6,00