Si tomas mahonesa, que sea casera. Perderás peso

Si estás enganchad@ a la Mahonesa, este artículo te puede ayudar a perder peso sin dejar de tomar tu salsa favorita.

Un buen amigo mío (Manujo), un día hablando de qué cosas podía hacer para perder peso me contó lo siguiente:

“Yo hago las cosas más o menos bien, pero es que no sé por qué estoy tan gordo. Desayuno con proteínas, tomo a media mañana una fruta, la comida la hago normal y la cena también… Creo que mi mayor problema está en la mahonesa. Me encanta. Soy capaz de comer solamente mahonesa con pan para cenar. Solamente eso. Está riquísima y depende de qué marcas, unas están más ricas todavía que otras. Trato de comprar las que me gustan menos, pero así y todo, sé que me paso con la mahonesa y estoy seguro de que eso es lo que me impide bajar de peso”.

El problema de las salsas son dos.

El primero es las calorías que acompañan a esa salsa, como son el pan o los alimentos con los que la untas. Como está más rico el pan y la comida que tomas junto con la mahonesa, salsa de tomate frito o kétchup, comes más cantidad y a más cantidad, más calorías dentro de tu cuerpo.

El segundo problema es la composición de la mahonesa. Estas salsas tienen cierto “poder de adicción” gracias a los azúcares que contienen, tanto la mahonesa como el kétchup y distintos tipos de salsas. A más azúcar, más rico está, y más te enganchas a ella. No eres capaz de decir que no y cuanto más la tomas, más quieres. Entras en un círculo vicioso sin darte cuenta del que es complicado salir.

Para echarle una mano a mi amigo Manujo, le propuse lo siguiente:

Hacer la mahonesa casera y dejar de consumir la industrial.

De esta forma siempre es mucho más saludable una salsa que lleva aceite, huevo, un poquito de sal y algo de ajo para darle sabor, que una salsa que lleva eso mismo (o ingredientes parecidos) y demás, conservante, colorantes y sobre todo, azúcar.

Manujo tomó nota y esa misma semana se hizo un tarro de medio kilo de mahonesa casera a su gusto. Es un poco exagerado, pero es que le gusta mucho.

Dos semanas después volvimos a vernos y me dijo:

“¿Pues sabes que ya no estoy tan enganchado a la mahonesa? Soy capaz de tomar menos cantidad y el cuerpo ya no me la pide tanto. Estoy controlando bastante la cantidad de mahonesa que tomo y no sólo eso, también como menos alimentos con salsa. El cuerpo no me la pide tanto”.

Cuando quitamos el azúcar a los alimentos procesados, estamos rompiendo la cadena que nos engancha, que nos ata, que nos hace ser esclavo y adictos de el.

Recuerda que el azúcar está casi todos los alimentos procesados que tomamos en nuestro día a día;

  • Cereales de desayuno.
  • Zumos de frutas de todo tipo, tanto industriales como naturales.
  • Snacks dulces pero también salados
  • Salsas y aderezos como kétchup, mahonesa, tomate frito y todo tipo de salsas industriales y comerciales.
  • El pan y la bollería industrial.
  • Barritas de cereales.

Y ese azúcar puede estar camuflada bajo distintos nombres como;

  • Azúcar
  • Azúcar de repostería
  • Miel de maíz
  • Jugo de caña
  • Miel de caña
  • Cristales de jugo de caña
  • Azúcar moreno
  • Sucrosa
  • Jarabe de maíz de alta fructosa
  • Miel de malta
  • Fructosa
  • Cebada de malta
  • Sucanat
  • Concentrados de jugos de frutas
  • Dextrosa
  • Galactosa
  • Sacarosa
  • Caramelo
  • D-ribosa
  • Maltodextrina
  • Melaza de arroz
  • Jarabe de arroz
  • Etil maltol
  • Glucosa
  • Azúcar invertida
  • Sirope dorado
  • Maltosa

Trata de romper la cadena que te ata al azúcar y si tienes oportunidad, prepara los alimentos tú mism@. De esta manera estarás comiendo más saludablemente y te darás cuenta de que necesitas menos cantidad de comida para pasar el día, tienes menos ansiedad por comer cosas con azúcar y sobre todo, pierdes peso.

Un último truco para la mahonesa. Si la puedes hacer con aceite de oliva virgen extra, mucho mejor. Más sana y saludable. Es cierto que está algo más fuerte, pero te aporta mucho más que sabor a las comidas. Te aporta ácidos grasos esenciales.
Que sea aceite de oliva virgen extra como vimos en este artículo https://www.deporteysaludfisica.com/no-tomes-aceite-de-oliva-elige-siempre-aceite-de-oliva-virgen/

Espero que este artículo te ayude a conseguir tus metas y comer más sano.

Sé Feliz
Pedro García

Te ha sido útil esta información??? Compártela con tus amigos
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn

Pedro García

Comencé a realizar deporte en 1985 en el colegio. Futbol, Baloncesto y Balonmano y Voleibol los practicaba asiduamente. En 1988 mis padres me regalaron una bicicleta y comecé una apasionante andadura que me llevó a representar a España en distintas paralimpiadas (Barcelona 92 y Atlanta 96) campeonatos del mundo, campeonatos de europa y distintos eventos dentro del grupo de tandems de la ONCE. Mi función era piloto de tandem. También corría a título indidual en distintas pruebas a nivel nacional.
Con el paso del tiempo me ha gustado y apasionado el deporte y lo relacionado con el aumento de forma y rendimiento, llegando a un profundo conocimiento de los electroestimuladores y la nutrición aplicada a aumentar el rendimiento, la fuerza y la resistencia.
Y para compartir mis conocimientos, decidí crear este blog.
Espero que os guste y sobre todo que os ayude.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *