No sabes adelgazar o te falta voluntad. Fuente imagen sxc.hu

No adelgazas porque no sabes cómo hacerlo o ¿te falla la voluntad? Parte 2

Share on Facebook46Tweet about this on Twitter0Share on Google+4Pin on Pinterest1Share on LinkedIn6

¿Quieres tener voluntad para comenzar a bajar de peso? Te dejo unos tips que te ayudarán.

En el artículo anterior hemos visto que hoy en día es fácil saber cuáles son los alimentos que tenemos que tomar para perder peso gracias a internet. Hay mucha información que nos ayuda a saber qué nos hace engordar y qué nos hace mantener la línea o bajar de peso.

El problema con el que nos encontramos casi siempre a la hora de bajar de peso es la voluntad. No tenemos voluntad para decir “No” o para renunciar parcialmente o totalmente a aquello que nos va a aportar más calorías de la cuenta.

En este artículo te daré unos tips para comenzar a domar tu voluntad y de esta manera ayudarte a ser más fuerte para que cuando haya que decir “No”, sea un NO rotundo .

Tip1. Pega una imagen tuya en el frigorífico de las últimas vacaciones. Sí, esa foto en la que estás en bikini o en bañador y no quieres enseñar a nadie porque se te ven todos los michelines cómo sobresalen. Esa que no te gusta nada de nada. Esa que no enseñarías a nadie porque te da vergüenza de que te vean con ese cuerpo. Esa foto. Haz dos copias en grande, bien ampliadas y pégalas una en la puerta del frigorífico y otra en el armario donde tienes los dulces o pasteles. Cada vez que te acerques allí y te veas en esa foto, recordarás cómo no te gusta verte. Esto te ayudará a recordar que algunos de los alimentos que se esconden tras esas puertas, son los que te hacen estar de esa manera, con los rollos de carne desbordados, con el “flotador” puesto todo el día. Te dará fuerza de voluntad para elegir una o dos piezas de fruta en vez de un pastel o bollito de chocolate.

Tip2. Evita al máximo posible comprar alimentos con azúcar y exceso de harinas refinadas. Cuando vayas a realizar la compra de la semana, hazlo siempre con el estómago llego, es decir, por la tarde a primera hora después de comer o después del desayuno. De esta forma, con la barriga llena, es más fácil elegir alimentos más saludables. Cuando tienes hambre y vas a realizar la compra, siempre eliges aquello que te gustaría comerte en esos momentos. Normalmente son alimentos con demasiado azúcar o demasiada harina refinada. Alimentos ricos ricos que te lo comerías en ese momento. Evitando meter esto en la cesta de la compra, evitarás tenerlo en casa. Así será más fácil no caer en la tentación cuando tengas ganas de picar algo. Por supuesto, ten en casa siempre fruta fresca como peras, manzanas, piña…

Tip3. Ten siempre a mano jamón cocido o jamón de york bajo en sal y en grasa. Cuando tengas hambre a media tarde y te apetezca un dulce con café, coge unos 100 gramos de jamón de york con una pieza de fruta, por ejemplo una pera. Tómatelo con tranquilidad y tu estómago quedará saciado. De esta forma habrás merendado y no habrás caído en la tentación de comer algo dulce. Puedes calentarlo a la sartén y echar alguna especia para darle más sabor.

Tip4. Aprende a diferenciar entre hambre y ganas de comer. Cuando tenemos hambre, nos sentamos a comer y comemos, pero cuando tenemos ganas de comer o ganas de picar, normalmente siempre tenemos ganas de cosas dulces. Aprende a reconocer esto y cuando tengas ganas de comer y de picar algo dulce, toma dos piezas de fruta. Sé fuerte y dale eso a tu cuerpo. Si te quedas con hambre, prueba con un par de latas de atún al natural y un poquito de piña natural. No te aportan grasa y te alimentarán y saciarán. Acaba siempre con un vaso o dos de agua. Esto tendrá tu cuerpo alimentado y el estómago saciado y sin pasar hambre.

Tip5. Si sales a comer con los amigos, evita las grandes cantidades. No estoy en contra de salir de cena o de comida, pero sí estoy en contra de la cantidad de comida que podemos llegar a comer en cualquier cena o comida que hacemos fuera de casa. Sucede que durante la semana estamos controlados con los alimentos que tomamos. Somos más o menos fuertes y conseguimos llevar unos buenos hábitos alimentarios, pero el fin de semana nos desmadramos con las cantidades. Sé consciente de cuál es tu meta; perder y mantener el peso . Para lograr esa meta, las patatas fritas de la guarnición, sobran. Acompaña mejor ese plato con verduras en vez de con patatas fritas. Más de un vaso de vino, sobra. El pan, solamente un poquito. Las salsas, mejor evitarlas. No tomes tanta cantidad de comida. Sé consciente de cuál es tu objetivo y reduce la cantidad, como vimos en este artículo  https://www.deporteysaludfisica.com/sabias-que-como-comer-en-restaurantes-a-diario-y-no-coger-kilos/

Tip6. Evita el postre dulce, y si tienes que comerlo, toma la mitad. Trata de evitar el postre dulce tras la comida, y si tienes que tomar un postre porque estás en una reunión social, que sea una fruta. Si te apetece algo dulce, compártelo con tu pareja o con algún amigo. Siempre la mitad de las calorías serán menos.

Pero de vez en cuando, una vez a la semana, date un pequeño capricho. Este caprichito relajará tu presión psicológica de comer algo que te apetece y será un premio para ti por lo bien que lo estás haciedo. Te ayudará a seguir con la motivación alta. Pero recuerda, una vez a la semana. Más no.

Tip7. Los objetivos, de uno en uno y poco a poco por favor. Trata en este periodo de no ponerte muchos objetivos. Por ejemplo no elimines el mismo día los pasteles, y la cocacola y las hamburguesas y el helado de por la noche y el trocito de chocolate tras la comida. Por ejemplo elije martes y viernes para darte el capricho del chocolate tras la comida. De estea manera ya no lo harás todos los días, solamente dos días a la semana. El helado, tampoco lo tomarás todas las noches, sino el miércoles y el sábado. De esta manera no haces un cambio de hábito radical, pero sí comienzas con ello. Poco a poco, de que tengas esto controlado, podrás dejarlo del todo y seguir perdiendo peso. Realiza cambios en tus hábitos de manera progresiva y será mucho más fácil de conseguirlos y afianzarte en ellos.

Tip8. Elige una comida como “día libre”. Un día a la semana date el capricho de comer lo que quieras, pero solamente uno y una comida o una cena. Así y todo, obsérvate ese día y pon consciencia. Mira en tu actitud y manera de comportarte. Observa si comes con ansia o con gula. Si es así, trata de averiguar cuál es el motivo. La finalidad de los alimentos es mantenernos vitales y darnos energía para vivir. Si nos tomamos la comida con ansia… igual hay algo que tenemos que cambiar en nuestra manera de pensar.

Tip9. Trata de tener la mente entretenida y distraída para no estar pensando continuamente en la comida.  Si tienes la tarde libre, sal a caminar, apúntate al gimnasio o a natación, ayuda a los ancianos de tu ciudad, apúntate a un curso de baile… lo que sea pero no estés en casa todo el día. Esto también refuerza tu voluntad e incrementa tu autoestima. Haz cosas que tengan tu mente entretenida y distraída. De esta manera no estarás pensando continuamente en la comida.

Tip10. Adopta una actitud positiva y visualízate en el futuro con el cuerpo que tú deseas. Cuando tienes una actitud positiva, es todo mucho más fácil. Los esfuerzos te cuestan menos porque sabes que la recompensa vale la pena y sobre todo, disfrutas mucho más. Evita el mal carácter y el mal humor y piensa en cómo será tu cuerpo dentro de unos meses, si sigues realizando bien las comidas y si sigues siendo fuerte de mente. Disfruta con ese pensamiento y recréate visualizando tu cuerpo, ese bonito cuerpo que te ha quedado después de un periodo de esfuerzo. Visualiza cómo ha valido la pena el renunciar, sin pasar hambre, a unos alimentos que no estaban haciendo bien a tu cuerpo. Disfruta con esos pensamientos. Evita los pensamientos equivocados que te impiden lograr tus metas y que se están interfiriendo para que logres mejorar tu calidad de vida. Piensa que todos esos obstáculos, tiene solución, que puedes vencerlos, que eres más fuerte que ellos.

Tip11. En el aprendizaje está la clave. Lo que has estado haciendo hasta ahora es el resultado de lo que has aprendido. Eso que has aprendido hasta el día de hoy, te ha llevado a tener un cuerpo al que le sobra algún kilillo. Todo aprendizaje anterior puede ser sustituido por uno nuevo. No te resignes con lo que tienes y pelea por aprender actitudes y hábitos nuevos, poniendo interés en tu nueva manera de pensar. Estamos hablando de aumentar la fuerza de voluntad, no de hacer sacrificios. Hacer sacrificio sería no comer durante todo el día. Yo te propongo comer alimentos que no aporten grasas ni calorías extras. Sigue estando tu cuerpo alimentado y no pasa hambre, lo que sucede ahora es que comienzas a no ser esclav@ de tu deseo. Comienzas a ser el dueño o la dueña de tu destino. La manera de comenzar es crear nuevos hábitos a base de practicar, equivocarnos, corregir y continuar avanzando. Recuerda que las cosas son complicadas cuando las vemos desde fuera y no sabemos cómo se hacen, pero una vez que se convierten en hábito, se vuelven muy fáciles de realizar.

Espero y deseo que estos tips te ayuden a incrementar tu fuerza de voluntad para conseguir tu objetivo, para alcanzar tu meta, para tener el cuerpo que tú quieres, no el que te está proporcionando el ser esclav@ de tus deseos.

Si te gustó este artículo, gracias por compartirlo con tus amigos en Google +, Facebook y Twitter.

Sé feliz

Pedro García.

Share on Facebook46Tweet about this on Twitter0Share on Google+4Pin on Pinterest1Share on LinkedIn6

Pedro García

Comencé a realizar deporte en 1985 en el colegio. Futbol, Baloncesto y Balonmano y Voleibol los practicaba asiduamente. En 1988 mis padres me regalaron una bicicleta y comecé una apasionante andadura que me llevó a representar a España en distintas paralimpiadas (Barcelona 92 y Atlanta 96) campeonatos del mundo, campeonatos de europa y distintos eventos dentro del grupo de tandems de la ONCE. Mi función era piloto de tandem. También corría a título indidual en distintas pruebas a nivel nacional. Con el paso del tiempo me ha gustado y apasionado el deporte y lo relacionado con el aumento de forma y rendimiento, llegando a un profundo conocimiento de los electroestimuladores y la nutrición aplicada a aumentar el rendimiento, la fuerza y la resistencia. Y para compartir mis conocimientos, decidí crear este blog. Espero que os guste y sobre todo que os ayude.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 comentarios en “No adelgazas porque no sabes cómo hacerlo o ¿te falla la voluntad? Parte 2

  1. Hacer deporte es fundamental para adelgazar. Mucha gente piensa que no comiendo se adelgaza y puede que sea posible pero no es saludable.
    Y si os falta la voluntad combinad algo que os gusta hacer (hobby) con el deporte
    salu2

  2. Hay que encontrar el equilibrio entre comer sano y deporte. Para adelgazar claro esta hace falta voluntad. Y aunque empieces con cosas pequeñas como en vez de comer yogur con azucar comerlo sin. hay que empezar poquito a poco ya que es mejor para el cuerpo. Si empiezas una dieta de un dia para el otro no es de extrañar que al cabo de pocos dias ya no puedas mas.

  3. Hola Pedro tengo 28 años mido 1.53 y peso 60 kilos quisiera bajar 5 kilos empeze con una rutina de 20 minutos diarios en la elíptica es suficiente para perder peso y la elíptica me ayudara a eliminar la celulitis ayuda por favor gracias

  4. Buenas me gustaría bajar de peso un poco rapido peso 85 kilos y mido 1.63 tengo 18 años y pues megustaria que darme con 65 o 58 pero mejor 65 y lo demás ya ira bajando a sin seria perfecto eso pesaba antes con 15 años pero cojín mucho peso x los bollos y los dulces. Bueno en total tengo que perder 20 kilos. Porfavor ayudarme estoy pasando lo muy mal muchas gracias

    1. Hola Alba
      Para perder peso no necesitas pasar hambre. Tengo decenas de consejos en la web que te ayudarán. Echale un vistazo, coge papel y lápiz y comienza a crear tu tabla de hábitos que te ayudarán a perder peso.
      Comienza con este artículo
      https://www.deporteysaludfisica.com/los-18-mejores-consejos-tipspara-perder-kilos-sin-grandes-esfuerzos/

      Después, deja tu nombre en la caja de arriba a la derecha junto a tu correo. Recibirás el plan 5-4-5 que te ayudará a seguir bajando de peso.
      Venga, mucho ánimo y adelante. La constancia consigue grandes logros.
      Ya sabes que los bollos y los dulces no son buenos. Necesitarás también una alta dosis de voluntad. En tu mano está la clave de tu éxito.
      Suerte y adelante.

  5. Hola a primeros de febrero empezaré el plan 5-4-5.
    De momento con este tiempo andaré.pero la gran duda es la alimentación porque trabajo a turnos de mañana,tarde y noche. Que me aconsejas.
    Gracias,un saludo y enhorabuena como nos guias a los principiantes y alos profesionales.

    1. No deberías tener problemas con la alimentación y el plan 5-4-5
      Sabiendo lo que tienes que comer y lo que no tienes que comer… es suficiente
      Trata de no abusar ni de hidratos ni de azúcares.
      Cuando andas trabajando a turnos muchas veces se hace complicado perder peso por la alteración del sueño, pero si eres constante y haces las cosas bien, tendrás buenos resultados. Te costará un poco pero al final, los buenos resultados llegarán.
      Un saludo y suerte.